La Blogtica

Los mejores consejos, ¡sin receta!

10 septiembre, 2019
por nuriaribeiro
0 Comentarios

Un vistazo a la sequedad ocular

¡Hola blogticarios!

Seguro que te ha pasado muchas veces. Notas el ojo molesto, parpadeas pero no sale lágrima, ves borroso… Sí, tienes sequedad ocular. Algo que ocurre más cada vez, y que podría decirse que es un daño colateral de los nuevos tiempos y nuestro estilo de vida. Yo, por ejemplo, que viví unos años en Madrid, lo notaba mucho por culpa de la contaminación. Y otra de las causas principales es justo lo que estás haciendo ahora mismo: mirar pantallas. Pero vamos por partes.

Definición

La sequedad ocular, también conocida como ojo seco, se produce cuando hay una insuficiente producción de lágrima o mala calidad de la misma, lo que causa una lubricación deficiente o una evaporación excesiva de la lágrima.

Causas

Suele producirse por alguna de estas circunstancias, externas o internas:

  • Llevar lentes de contacto
  • Mantener la vista en pantallas digitales (móvil, TV, ordenadores, etc.)
  • Usar lágrimas artificiales con conservantes
  • Tomar algunos fármacos sintéticos
  • Estrés
  • Factores ambientales como contaminación, baja iluminación, humedad baja en el ambiente, calefacción alta, viento, viajes en avión…
  • Envejecimiento o cambios hormonales (menopausia, embarazo, etc.)
  • Carencia de vitaminas o seguir una mala alimentación
  • Cirugía refractaria y/o cataratas
  • Enfermedades autoinmunes

Síntomas

Puedes empezar a pensar que tienes sequedad ocular si sientes una o varias (o todas) de estas molestias oculares:

  • Ojo rojo
  • Sensibilidad
  • Irritación
  • Visión borrosa
  • Sequedad y pesadez
  • Arenilla en los ojos
  • Ardor
  • Lagrimeo
  • Sensación de cuerpo extraño

Aunque algunas veces estos síntomas pueden darse ya al despertar, lo habitual es que vayan empeorando a lo largo del día y que se vayan intensificando con el uso de dispositivos electrónicos, sobre todo si trabajas delante de una pantalla, o si estás expuesto a factores ambientales adversos.

Consejos

Pero no te preocupes, siguiendo estos sencillos consejos, puedes decirle adiós a la sequedad en un abrir y cerrar de ojos:

SequedadOcular

Además, para cuidar tu salud ocular, vete al oftalmólogo al menos una vez al año, para que te haga un control.

Y sal más a la calle, y mira más por la ventana, y menos el ordenador y los móviles… menos para leer La Blogtica, claro 😉

 

 

Fuente: www.salud-ocular.com

25 julio, 2019
por nuriaribeiro
0 Comentarios

Mi opinión sobre el polémico informe de la OCU e ISDIN (II)

¡Hola blogticarios!

En un post anterior, quedamos a la espera de la valoración de la AEMPS sobre el polémico caso entre ISDIN y la OCU, acerca de un protector solar de ISDIN que no se había llevado la mejor valoración por parte de uno de sus estudios comparativos.

Pues bien, la AEMPS se ha pronunciado. No ha retirado el producto de ISDIN del mercado, como pedía la OCU, y sobre el SPF del protector solar han dicho que es correcto y es SPF 50+, como indica el etiquetado.

La AEMPS solicitó de nuevo a ISDIN los estudios que realizaron antes de su comercialización, a la OCU su estudio en el que basaban sus conclusiones y además ha revisado los nuevos ensayos realizados por laboratorios externos a ISDIN del lote que fue analizado por la OCU para su informe, a fin de descartar que se tratara de un lote defectuoso. Se ha confirmado que el SPF de los productos se corresponde con el de su etiquetado y que ese lote estaba en perfecto estado.

Os dejo en estas imágenes la nota de la AEMPS al respecto:

IMG_7687IMG_7688

Tanto ISDIN como la OCU utilizaron el mismo método de medida de referencia del SPF, llegando a resultados diferentes, y según la nota los estudios están bien, pero, ¿cómo es posible esto? Del informe de la AEMPS, deduzco que la razón ha sido el modo de aplicación y la cantidad de producto utilizada en cada análisis. Si se aplica el producto siguiendo las recomendaciones, el SPF es correcto. Si se usa menos o no se aplica adecuadamente, el SPF será menor, como es lógico. Aunque para la aplicación de un protector solar de forma adecuada, ya sabemos que hay que echarse 2mg/cm2 de piel (hay que ser generosos), la AEMPS ha solicitado que el método de medida se actualice para estos nuevos formatos (spray, aerosol, bruma…), supongo que para que no haya dudas.

Lo que no sé es quién le pagará ahora a ISDIN las pérdidas que habrán tenido, con esta calificación negativa en prensa en pleno verano… la OCU no creo.

Si a alguno de vosotros le interesa el asunto, podéis leer más en este artículo de cultura científica que me he encontrado por la red:

https://culturacientifica.com/2019/06/13/piensa-bien-y-acertaras-los-casos-de-pfizer-e-isdin/

 

10 julio, 2019
por nuriaribeiro
0 Comentarios

¿Sabes lo que es el agua micelar?

¡Hola blogticarios!

Supongo que sí sabéis lo que son las aguas micelares porque ya llevan varios años en el mercado. Pero para aquellos que aún no las conocéis, son soluciones acuosas que llevan unos elementos limpiadores, los tensioactivos, que en este caso se agrupan formando micelas, unos pequeños glóbulos con la capacidad de unirse por un extremo a elementos grasos y por el otro a elementos acuosos. De esta forma atrapan en su interior las impurezas o cualquier residuo que esté en nuestra piel, dejando a su vez un efecto de tónico limpiador. De ahí que muchas veces los etiqueten como 3 en 1, porque limpian rostro, ojos, y hacen de tónico. Cierto es que, en mi opinión, no limpian con tanta profundidad como si utilizaras un gel o leche limpiadora, con su aclarado y posterior tónico, pero la verdad que es uno de mis productos preferidos dentro de la cosmética porque facilita mucho la limpieza diaria (sobre todo a “vagas” como yo que por la noche les da una pereza horrible quitarse el maquillaje). Debería hacerlo al revés porque una mejor limpieza por la noche y el agua micelar por la mañana sería lo ideal, pero lo que suelo hacer porque me resulta más cómodo (si es cómodo lo haces, si no es más complicado coger una rutina) es utilizar un gel limpiador para la cara en la ducha (así no acabo con todo el lavabo lleno de agua por todas partes cuando intente aclararlo) y el agua micelar por la noche. Con lo que he probado muchas aguas micelares, y para mí de las mejores del mercado es la de Vichy. Me maquillo todos los días, mi lápiz de ojos es waterproof, la máscara de pestañas voy cambiando pero normalmente no es waterproof, y lo limpia bien. Calidad-precio creo que está muy bien, la de 400 ml cuesta unos 12€, dura mucho, y las dos cosas que más me gustan son que no deja nada de grasa (otras dejan como un velo grasientillo) y que no tiene apenas olor (hay perfumes que tela marinera).

IMG_3535Y, ¿sabéis cómo se utilizan las aguas micelares?

  • No necesitan aclarado ni ningún otro producto. Por su elevada capacidad de arrastre y atracción por los restos grasos, se pueden utilizar en rostro, ojos y labios, eliminando todos los residuos.
  • No hace falta frotar. Se echa en un algodón o disco desmaquillante (yo prefiero este último porque con el algodón puede metérsete algún hilillo en el ojo) en su justa medida para que esté bien impregnado de producto pero que tampoco te caiga por la cara al presionar. Se posa, sin apretar o ligeramente, sobre los ojos para que las micelas actúen como un “imán”, captando la suciedad.
  • Si lo haces de forma ordenada, mejor. Comienza por los ojos, con suaves presiones y desliza el disco por los párpados superiores desde el lagrimal hacia el extremo del ojo. Después continúa por las pestañas, de la raíz a las puntas. Yo utilizo un disco para los ojos y otro para la cara. Lo ideal es un disco para cada ojo por si tuvieras cualquier problema en uno de ellos, no contaminar al otro. Termina con la cara y los labios.

La mayoría de las aguas micelares son para todo tipo de piel. También son aptas para pieles sensibles, ya que se necesita un menor arrastre para conseguir el efecto limpiador, y se pueden complementar con activos hidratantes, calmantes o descongestionantes.

¡Y recuerda! Una piel perfectamente limpia aumenta la absorción y eficacia de los productos de tratamiento que apliques después, por eso es siempre el primer paso que debes hacer en tu rutina de belleza diaria.